T6. Mis derechos en el mundo laboral

Estándar

El primer paso para ejercer un derecho es conocer que ese derecho existe. Así de simple -y complicado- es el marco de referencia que nos presenta Liz Quintana.

Para la abogada de la Asociación de Trabajadoras de Hogar de Bizkaia (ATH-ELE), el gran problema del colectivo que representa es “la falta de información”. Por ese motivo, en encuentros como el de hoy, su objetivo primordial es ofrecer conocimiento: “Una cosa es que sepas cuáles son tus derechos y aceptes que se vulneren en un momento determinado, y otra distinta es que ni siquiera conozcas que hay unas leyes que te protegen, cómo funcionan o cuáles son”.

La nueva normativa para el trabajo doméstico, que se publicó el mes pasado y entrará en vigor el próximo 1 de enero, supone un avance importante en materia de derechos laborales. “Obviamente, queda mucho por hacer, pero esto es mucho más de lo que había”, indica Liz. También señala que la reforma tiene dos grandes bloques: el laboral y el de la seguridad social, y que es en este último donde se introducen los cambios más importantes.

Integrar a las empleadas de hogar en el régimen general de la Seguridad Social, permitir que coticen desde la primera hora de trabajo, o que se les reconozca la figura del accidente laboral son algunas de las modificaciones más destacadas. Pero no las únicas. A ellas hay que añadir que, si bien la cuota mensual de la Seguridad Social se seguirá abonando entre la empleada y el empleador, a partir de ahora habrá un tope claro. “El reparto ya no será del 50% para cada uno, como ocurría -y aún ocurre- muchas veces. Desde 2012, la cuantía máxima que le podrán descontar a las trabajadoras en concepto de Seguridad Social son 27,68€ al mes, y eso en el supuesto de que ganen 700€ mensuales o más”, puntualiza la abogada.

La garantía de un salario mínimo -fijado en 641€-, el aumento de las horas de descanso a la semana y unas condiciones de trabajo expresadas por escrito son otros avances fundamentales que recoge el Real Decreto. “Incluso en materia de despidos, debe expresarse la decisión por escrito y abonar a la empleada una indemnización equivalente a 12 días por año trabajado. Hasta ahora, el despido era verbal y se pagaban 7 días”, compara la abogada.

-¿Estas reglas se cumplen siempre?
-Lamentablemente, no. Por eso es muy importante que las mujeres estén bien informadas y sepan cómo y dónde pedir ayuda en caso de necesitarla. La asociación existe para eso. Queremos servir de guía, apoyo y respaldo.


Para contactar con ATH-ELE, podéis visitar su página web o enviar un e-mail a ath-ele@hotmail.com. También es posible llamar a las delegaciones de Bilbao (94.415.54.83), Barakaldo (94.478.21.02) y Basauri (94.449.46.49) para solicitar una cita.

Anuncios

Déjanos los comentarios que desees, pero recuerda que no publicaremos opiniones sexistas, xenófobas o racistas

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s